Ellos son considerados el nuevo tipo de humano, serían responsables de una transformación social, educativa, familiar y espiritual. Estas son algunas de las definiciones de los llamados a los niños índigo. El término, que significa anil o azul-violeta, se refiere al color de sus auras que serían azules.

El concepto índigo surgió en 1982 cuando la parapsicóloca Nancy Ann Tappe describió este nuevo patrón de comportamiento de algunos niños que nacieron a partir de 1970 y que, según ella, tendrían el propósito de provocar una transformación social. La autora del libro Comprendiendo tu vida a través del color afirmó que vio un color vibracional nunca visto por ella antes en esos niños y ese color sería la característica de la nueva conciencia.

Y el tema es cada vez más difundido. En 2006, el diario estadounidense The New York Times destacó el asunto al cuestionar: “¿Está aquí para salvar el mundo?”, Refiriéndose a los niños considerados índigo. Las características de los niños índigo son mayor sensibilidad, sentido ético y moral, creatividad por encima de lo normal y cuestionamientos a las autoridades. A pesar de que algunas personas asocian el término con cuestiones religiosas, originalmente no está relacionado con ninguna religión.

Aunque el asunto está cada vez más alto, no hay evidencias científicas para la teoría de los niños índigo. Según Russell Barkely, profesor investigador de psiquiatría de la Universidad Estatal de Nueva York, en una entrevista al diario New York Times, padres que atribuyen la falta de atención o comportamiento disruptivo de los hijos la energía vibratoria, por ejemplo, corren el riesgo de retrasar diagnósticos y tratamientos que podrían ayudar a los niños en casos como TDAH o déficit de atención.

Deja un comentario

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.